Policíaco

Se registran hechos violentos en Celaya

Celaya, Gro.- Ya casi para cerrar el mes, dentro de la violencia que permea en la ciudad, hoy jueves se registraron desde temprano hechos violentos, en donde un hombre perdió la vida por balazos que le propinaron sicarios y antes de irse a desayunar, y otro fue levantado en pleno bulevar.

En la colonia Emiliano Zapata, un hombre que estaba en su domicilio sobre la calle J. Natividad Macías, y cuando se preparaba para realizar las actividades de un día normal, nunca pensó que los golpes que le hicieron a su puerta serían los últimos que escuchó junto con balazos en su contra.

Según vecinos, los fuertes golpes que se dieron en la puerta de la vivienda, poco después de las siete de la mañana, fueron seguidos de varias ráfagas de arma larga directos sobre la humanidad de la víctima.

El cuerpo cayó a la entrada de la vivienda, en medio de varios hilillos de sangre que le arrebataron la vida de inmediato.

La identificación de la víctima, hasta el momento no fue precisada.

Después de realizar los peritajes legales, el cuerpo fue trasladado al Semefo en donde de acuerdo con su número ordinal, se le practicará la necropsia correspondiente.

LEVANTON

Posteriormente, cerca de las 11 horas, se registró una movilización de los grupos de emergencia, pues inicialmente se especuló que fue objeto de un asalto el Centro de Atención a Clientes Telcel en pleno bulevar.

Aunque según testigos, indicaron que por lo menos un escuadrón de unos seis sujetos  armados llegó a las oficinas, pero lejos de amedrentar a los empleados y clientes, solo se dirigieron a uno en especial, el que se llevaron a la fuerza.

Todas las personas y empleados de las oficinas al ver a los delincuentes, optaron por ponerse a salvo, al tirarse al piso y esconderse tras los mostradores de atención al público, lo que también impidió que pudieran observar características de los sujetos armados.

En la puerta, ya los esperaban algunos vehículos, en donde escolado por dos delincuentes armados, metieron a su víctima por la fuerza y luego darse a la fuga, sin precisar características de los autos.

Los elementos de Seguridad acudieron, pero ya los hechos estaban consumados y no pudieron hacer nada al respecto, aunque también acudieron los paramédicos, pero solo para atender posibles ataques de nervios entre algunas personas empleadas y clientes.